Sacerdote africano llega a servir a la diócesis

El Padre Vicent Mrio, sacerdote africano, ordenado hace 22 años para la Diócesis de Same en Tanzania, África; ha llegado a nuestra diócesis para servir durante dos años. Según nos comentó Mons. Montero, se han completado satisfactoriamente los trámites legales pertinentes y ahora se trabaja en lograr las condiciones para la escuela intensa de español, que ofrezca la oportunidad del conocimiento adecuado de la lengua.

Al consultar al Padre Mrio sobre su expectativa ante esta oportunidad que Dios le regala en nuestra diócesis, nos dice que su deseo es “adquirir mayor experiencia pastoral fuera del propio país, si la Iglesia es por esencia misionera, puedo recibir aportes de otras iglesias del mundo para ayuda de mi propio país, es experiencia de estar en contacto con otras culturas, porque sé de la riqueza de las culturas y cuánto se puede aprender, cosa que es muy importante para nosotros los pastores de la Iglesia; aún el Evangelio, lo recibimos por medio de la cultura de Jesús mismo”.

Al llegar a la Diócesis de San Isidro, muestra su mejor deseo por servir entre nosotros, consciente que con el paso del tiempo y por medio del conocimiento de la lengua, esta experiencia será cada vez más fructífera; la primera impresión que le deja su llegada a Costa Rica y a la diócesis es muy positiva: “he visto que la gente aquí es muy generosa y amable, me han acogido muy bien, también los sacerdotes; como en mi propio país, también la gente y los cristianos son muy generosos y abiertos; así que una vez que conozca la lengua, podré compartir otros talentos”.

Al respecto, Mons. Montero quien le conoció en Roma años atrás y ha sido el contacto para esta experiencia entre nosotros, agregó que del Padre Vincent se puede esperar mucho bien para nuestra diócesis, ya que su experiencia y conocimiento puede ser de mucha utilidad, él “fue rector del Seminario Mayor de Tanzania durante nueve años, más dos años como vicerrector, además es Doctor en Teología Dogmática, así que conociendo la lengua, podrá compartir estos dones y conocimientos”, precisó el obispo.

Finalmente, pedimos al pueblo de Dios, elevar oraciones por este sacerdote que desde otro continente nos visita, y que por medio de su experiencia de fe y vocación, nos llevará también a Cristo por medio de su servicio ministerial. Desde ya, le ofrecemos al Padre Vincet Mrio nuestros mejores deseos y que sienta que ésta es su casa y su familia.

Horario de misas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *